viernes, febrero 15, 2019
Startups

Técnicas para tomar notas y usarlas efectivamente

Notas Efectivas

¿Te ha pasado que tienes una idea fabulosa y te dices a ti mismo que la idea es tan buena que no la olvidarás y al pasar el día no puedes recordar de qué se trataba? Incluso cuando la anotas y la vuelves a encontrar en tu bolsillo tiempo después muy seguramente ya no entiendes en qué estabas pensando ni tu letra.

Afortunadamente para ti hay técnicas y herramientas muy simples que te pueden ayudar en el proceso de tomar notas.

1. Anota todo!

Así creas que es una idea tonta o que no se puede realizar. En un futuro cuando estés en una lluvia de ideas tendrás material previo, también en el futuro puede que sí tengas los medios para que esa idea sea más viable. El simple hecho de anotar las cosas refuerza en tu cerebro la memoria creada y en el futuro será más fácil recordarla y físicamente encontrarla.

2. Organiza tus notas e ideas.

Hay varias herramientas que te pueden servir para esta misión, desde los tradicionales cuadernos o libretas para llenar a mano hasta herramientas electrónicas que pueden facilitarte el acceso a tu información. Si trabajas a mano o en digital recuerda agrupar tus notas para que tengan sentido, puede ser con las banderitas o separadores de Post-it.

3. Carga con una libreta o cuadernillo y un lápiz o un esfero

Nunca sabes cuándo te atacará la creatividad o dónde encontrarás la inspiración que estabas buscando, así que debes estar preparado. Aunque tomar notas desde el celular también es una muy buena alternativa, cuando tienes que anotar cosas muy rápido o hacer bocetos de afán nada le gana al equipo tradicional: papel y lápiz!

Sticky Notes
Notas Adhesivas

4. Digitaliza tus notas.

A veces te encuentras en situaciones en las que debes enviar o compartir tus ideas con algún socio o con tu equipo de trabajo y una foto puede ser la mejor forma de hacerlo.

5. Contextualiza tus notas.

Para poder recordar mejor tu idea o los pensamientos que te rondaban la cabeza cuando escribiste tu nota, es muy práctico que anotes también la fecha y el lugar donde fue creada la nota. El cerebro recuerda mejor cuando tiene referencias adicionales, incluso la canción que estabas escuchando cuando estabas escribiendo es un detonante para recordar en el futuro.

6.Practica!

La mejor forma de volverte un maestro es la práctica y el dibujo y la toma efectiva de notas no es la excepción.

7. Revisa y repasa tus notas periódicamente.

Al hacer un chequeo programado de tus notas e ideas, puedes complementarlas, depurarlas e incluso descartarlas. La idea es que tengas un archivo de ideas útiles y no un arrume de notas difíciles de descifrar.

Diego Avellaneda
Ingeniero Mecánico Especialista en Diseño y Desarrollo de Productos

Deja un comentario